Resultados

No hemos encontrado ningún artículo relacionado :(

La importancia de la digitalización de seguros en el estado de alarma

10 min

Wefox perfila las oportunidades más interesantes y atractivas que surgirán en el mundo digital después de la crisis del COVID-19


La crisis del COVID-19 y el estado de alarma consecuente han puesto de manifiesto la importancia y necesidad de resetear esa cultura que evitaba la aplicación de la tecnología al mundo de los seguros con una mayor digitalización.

Ahora se puede ver cómo aspectos tan aparentemente recurrentes como el contacto con el cliente, aún tiene una carga de fondo sin resolver. Algo tan sencillo como mantener la omnicanalidad o la gestión a favor del asegurado, se complica cuando no pueden realizarse visitas presenciales.

El mail, el teléfono y el WhatsApp o las redes sociales no son suficientes para mantener esa esencia de asesoramiento y personalización que siempre ha caracterizado a los corredores. Por eso, estar preparado digitalmente para no perder el negocio es clave. La transformación tecnológica ya no es solo una estrategia, es una necesidad.

Es aquí donde surge Wefox, una insurtech que busca ser disruptiva en el mundo de las aseguradoras. Por eso, se repasa su modelo de éxito o cuáles son los movimientos que está haciendo para destacar la importancia de la apertura al mundo digital en el sector.

El éxito en el entorno de las insurtech

Wefox es la insurtech líder en Europa que aterrizó en España el pasado mes de julio para aportar soluciones al día a día de los corredores de seguros. Esta plataforma, totalmente digital, conecta a las compañías del seguro con las corredurías para brindar a los clientes una experiencia digital, simplificada e intuitiva, explican desde la compañía.

Desde Wefox apuestan por un modelo B2BC en el que las empresas, ya sean corredores o aseguradoras salen beneficiadas. Gracias a su tecnología (un CRM y una APP para el cliente, principalmente), los corredores pueden evaluar mejor las características de los clientes y ofrecerles nuevos productos que se ajusten a sus necesidades y estilo de vida, al mismo tiempo que incrementan sus beneficios.

Su objetivo es convertirse en el ecosistema de seguros líder a nivel mundial. Simplificamos todos los procesos relacionados con los seguros y utilizamos de forma proactiva la tecnología más vanguardista para clientes, corredurías y aseguradoras españolas.

En la actualidad, la empresa presta servicio a más de medio millón de clientes en seis países y cuenta con más de 2.500 corredurías en su plataforma. “Somos más que una empresa, porque somos unos corredor de seguros y, por tanto, tenemos neutralidad a la hora de ofrecer asesoramiento a nuestros clientes”, resaltan.

No hay duda de que la estrategia en el sector pasa por seguir ofreciendo al cliente recomendaciones personalizadas y eso es lo que trata de hacer el grupo gracias al CRM que utiliza. Con él, “evaluamos las características de los clientes y les ofrecemos los productos que se ajusten a sus necesidades y estilo de vida, a partir de los datos obtenidos”, ejemplifica.

De este modo, permiten que las aseguradoras accedan a un mercado de corredores más amplio, a un nuevo negocio mejor orientado y muy simplificado desde el punto de vista operativo y, por tanto, contribuyen a su crecimiento rentable.

Sus clientes se benefician de un servicio híbrido, combinando la consulta tradicional cara a cara con el autoservicio y la consulta digital, así como “facilitarles la gestión de sus pólizas a través de la app del cliente”. Por tanto, tratan de garantizar que “todos ganen”, y agilizan todo el proceso, “haciéndolo más fácil, simple y conveniente para todos.

Las oportunidades del COVID-19 en el entorno digital

Precisamente, el entorno digital abre un sinfín de oportunidades para que los mediadores de seguros desarrollen su actividad de forma más fluida y fructífera, haciendo frente a una realidad cambiante. Es más, gracias a las insurtech, los pequeños y medianos corredores pueden abrirse camino en este nuevo ámbito digital sin necesidad de invertir grandes recursos.

La digitalización no solo mejora la relación con el cliente, también reduce riesgos, optimiza procesos y ayuda a reducir costes y aumentar beneficios. Mejora la reputación del sector al satisfacer la demanda del cliente con agilidad y rapidez a través de la venta cruzada, ofreciendo “los productos que mejor se ajustan a las necesidades y estilo de vida del asegurado”, señalan desde Wefox. Todo ello con rapidez y agilidad, a golpe de clic.

Estas ventajas de la digitalización deben estar, a su vez, humanizadas. Es decir, la tecnología debe combinarse con la parte humana, con el mediador de seguros, para así potenciar su talento y alcanzar el máximo rendimiento. Únicamente de este modo, apostando por el esquema digital, las corredurías saldrán reforzadas de la crisis económica del coronavirus.

No hay duda de que esta crisis no está haciendo más que poner a flor de piel muchas de las necesidades y tendencias del trabajo futuro de los mediadores, que ya es presente. Valores y habilidades de siempre, pero también de los nuevos tiempos, que ahora tenemos que entrenar.

Tiempo de cambios, tiempo de oportunidades y de innovación. La mediación debe decidir “cómo afrontar el mayor desafío al que se ha enfrentado desde hace décadas y la digitalización es la clave”, apuntan en la compañía. Es ahora, no mañana.

El actual estado de alarma decretado por el Gobierno como consecuencia de la mayor crisis sanitaria del último siglo, COVID-19, ha cambiado radicalmente la forma de trabajo en las últimas semanas, también la de los mediadores.

Ante las medidas de confinamiento adoptadas a nivel nacional, aconsejar al cliente sobre las modalidades de seguro y coberturas que más le interesan en función de su situación, “ya no puede realizarse de manera presencial, y en este sentido, estar preparado digitalmente es clave para no perder negocio”, dicen en Wefox.

El entorno digital abre un sinfín de oportunidades para que los mediadores de seguros desarrollen su actividad de la forma más fluida y fructífera posible para hacer frente a una realidad cambiante. De este modo, la digitalización vuelve a cobrar importancia en un sector que ya contaba con “entre un 5 y un 30% de sus procesos digitalizados, y un potencial situado en torno al 75%”, aseguran.

Gracias a las insurtech, el sector se abre camino al proporcionar la innovación necesaria para que pequeños y medianos corredores puedan evolucionar sin tener que invertir grandes recursos. Frente al panorama por el coronavirus, se presenta, por tanto, “como una oportunidad para que los mediadores exploren nuevas fórmulas con las que impulsar su negocio gracias a la innovación y tecnología”, exponen.

Las empresas más grandes generalmente disponen de medios humanos y económicos para valorar su predisposición a la digitalización y los proyectos que deben acometer para lograrlo. Sin embargo, en las pequeñas y medianas compañías se puede apreciar que su capacidad tecnológica es más limitada.

Esto es normal, ya que no pueden destinar el mismo dinero a planificar su desarrollo digital. Por ello, analizaron este escenario y se dieron cuenta de que, sobre todo, el mayor problema era que no disponían de tiempo ni herramientas para agilizar los procesos, ni gestionar sus carteras de forma más eficiente realizando, por ejemplo, acciones de venta cruzada perfectamente estructuradas en función del perfil de cada cliente.

En definitiva, cualquier acción que les permita multiplicar sus beneficios. Wefox identificó esta oportunidad y es ahí donde se posiciona, con un modelo en el que se comparte el éxito y, de ninguna forma, “exige detraer recursos de antemano o comprometer inversiones”.

5 ventajas de la innovación en el entorno de las pólizas de seguros

Para entender mejor qué ventajas ofrece la digitalización a la gestión de los seguros online, los expertos de Wefox, han señalado 5 ventajas de la innovación a la hora de vender, interactuar con el cliente y gestionar pólizas.

Por un lado, una mayor calidad en la atención. Uno de los rasgos diferenciadores de los mediadores frente a otros actores del sector es la cercanía y el trato personal con los clientes. Por ello, la omnicanalidad es una de “las principales ventajas que ofrece la digitalización a este colectivo que no solo simplifica los trámites burocráticos de sus clientes, sino también les ayuda a detectar sus necesidades y resolver dudas”.

De este modo, los brokers estarán siempre disponibles para atender a los clientes y realizar “los cambios necesarios que se deseen aplicar a las pólizas”, añaden.

Asimismo, la venta cruzada. El cross-selling mejora la experiencia del cliente. Se trata de una de las herramientas mejor preparadas para “evaluar las características de los clientes y poder ofrecerles nuevos productos que se ajusten a sus necesidades y estilo de vida”, dicen en la empresa.

Esta técnica de venta cruzada no solo permite al corredor de seguros ofrecer al cliente aquello que “mejor se ajusta a su perfil”, también incrementa el beneficio de las corredurías y “mejora su reputación al satisfacer la demanda del cliente”, señalan.

En otro orden, la perspectiva completa de las coberturas. Gracias a la inteligencia artificial, los corredores de seguros “pueden ofrecer a sus clientes una perspectiva completa de la cobertura de seguros”, ejemplifican.

Para ello, insurtechs como Wefox realizan un mapa de riesgos gratuito y automatizado con el que “llegar a las mejores ofertas, con la cobertura más adecuada”, describen.

Además, la mayor eficiencia en gestión a favor de cada cliente. La digitalización permite a operadores y especialistas dedicar menos tiempo a tareas sencillas y administrativas, para que “centrarse en otras más relevantes”, relatan. El resultado final es que la eficiencia en la gestión revierte en el cliente, base del claro compromiso con la innovación que tienen la mayoría de las insurtechs.

Como una última ventaja, la posibilidad de contar con seguros personalizados. Especialmente en situaciones excepcionales como la que atraviesa España, se busca la personalización en todos los sentidos y el mundo de los seguros no iba a ser menos, según aseguran desde la compañía.

La digitalización potencia la recuperación de los seguros ad hoc en los que el bróker, antes de ofrecer un seguro, “analiza los hábitos y estilo de vida del cliente, ofreciendo una cobertura totalmente personalizada”.

InsuTech-Wefox

Cómo aumenta el volumen de trabajo

Con la situación de crisis sanitaria y económica sin precedentes en la historia reciente ha puesto de manifiesto la importancia de la digitalización del sector de los seguros y, también, de las ventajas que permite.

En Wefox ofrecen una plataforma con la que queremos ser parte de la revolución del sector de los seguros en España. Según explican, ponen a disposición del sector “un nuevo enfoque de negocio donde el corredor es el auténtico protagonista y damos la oportunidad de conectar con todas las aseguradoras a escala mundial a través de nuestra plataforma”.

Su modelo permite afrontar retos del sector como la proactividad que demandan los clientes, la renovación digital que necesitan y el hecho de dedicar menos tiempo a las tareas administrativas para poder concentrarse en sus clientes, y eso “se ha reflejado en un aumento de clientes no solo durante la crisis del coronavirus, también anteriormente, superando el medio millón de clientes y las 2.500 corredurías”, exponen.

El cambio de chip en el cliente de seguros

La empresa detecta que el cliente de seguros está cambiando en España. Los últimos datos reflejan que “el 64,3% de los españoles ya afirma contratar sus pólizas online, lo que supone 12 puntos más que en 2015”. Estas cifras evidencian “un cambio de mentalidad en el consumidor”.

Sin embargo, los consumidores también buscan servicios personalizados, en tiempo real y con transparencia. De ahí que la agilidad en los procesos sea clave en el proceso de venta. Precisamente en este punto es donde está la innovación hoy en día y por eso en se ocupan de todo aquello que ‘quita’ tiempo a sus clientes. Desde la preparación de ofertas o comparaciones de pólizas a cambios de dirección o la atención al cliente.

Sus equipos administrativos se encargan de la gestión de incidencias y los cambios administrativos para que “los corredores puedan concentrarse en lo realmente importante, ofrecer el mejor servicio gracias a la tecnología”, destacan.

En esta línea, la digitalización abre un mundo completamente nuevo y lleno de oportunidades para las aseguradoras. Un espacio de crecimiento que puede verse enriquecido en los próximos años con el cambio de hábito de los consumidores.