Resultados

No hemos encontrado ningún artículo relacionado :(

HOME > Tecnología en empresas

El reclutamiento laboral en la era digital

9 min

Las empresas quieren encontrar el mejor talento para su plantilla e Internet pone todas las herramientas para conseguirlo.


La tecnología ha facilitado numerosas tareas de la empresa. En uno de los ámbitos en el que se ha vuelto esencial es en el área de Recursos Humanos, más específicamente a la hora de buscar nuevos talentos para que comiencen a formar parte de la compañía.

Podemos definir el reclutamiento digital como el uso de las herramientas online para llevar a cabo un proceso de selección. Desde dar a conocer la oferta de empleo, lanzar comunicaciones acerca de la propia compañía para que los usuarios quieran trabajar en ella, gestionar las entrevistas, conocer a los candidatos y hasta contratarlos.

Por su parte, los usuarios también se han sumado al formato digital dejando el papel a un lado y creando los currículums en formato digital, en algunos casos incluyendo diseños especialmente creativos o interactivos para llamar la atención de los reclutadores. Además, existen herramientas online, como LinkedIn, que además de ser una red social que fomenta las relaciones profesionales, genera la propia hoja de vida rellenando una serie de campos.

Además de LinkedIIn, existen numerosas plataformas en la red en las que los usuarios reflejan su trayectoria profesional, sus logros y sus formación académica. Mediante esa información las organizaciones pueden acceder al perfil completo. Si son el candidato que están buscando, un recruiter se pondrá en contactos con ellos y les invitará a hacer un proceso de selección. Rápido, sencillo y efectivo.

reclutamiento-digital-nuevos-trabajadores-empresa

Ventajas del reclutamiento digital

Hay claros beneficios para las empresas que realizan sus procesos de selección de forma digital. Por ello cada vez más compañías se suman a buscar el talento a través de la red. Si aún no tienes claro por qué debes usar las herramientas online para encontrar a tu candidato perfecto, te damos una serie de razones.

Mayor número de candidatos

Internet es un universo en el que apenas existen barreras. Es sencillo que una empresa lance una oferta de empleo y que accedan a ella usuarios de diferentes rincones del país -incluso del mundo- interesados en el puesto de trabajo. Algo positivo es que reciba muchas visitas. Eso evidenciaría que hay numerosos individuos que están interesados en la organización y/o en el propio empleo.

Antes de tener a disposición las herramientas online, las ofertas llegaban a un número mucho más reducido de personas debido a que se publicaban mediante anuncios en medios offline. Tan solo los que compraban ese periódico o revista eran los usuarios impactados por la compañía.

Agilidad

En mercado laboral actual existe mucho dinamismo. Los empleados no suelen quedarse en el mismo puesto trabajo durante muchos años. Es habitual que cambien de trabajo o de empresa cada dos o tres años. Por su parte, las organizaciones deben cubrir las vacantes cuanto antes para que el trabajo se desarrolle con normalidad.

En cuestión de minutos se realiza la primera parte del proceso: la empresa publica la oferta dentro de las plataformas especializadas en empleo. Suelen comenzar a recibir candidaturas con perfiles que se adaptan a la descripción del trabajo y, desde ese momento, llaman a los usuarios que mejor encajen para hacer una primera entrevista telefónica o bien, para concretar una cita para conocer más en profundidad al postulante.

Por otro lado, si la compañía necesita con urgencia un perfil concreto, las plataformas online permiten filtrar a los usuarios con esas características. Como reclutador, puedes ponerte en contacto con esa persona directamente enviándole un mensaje privado para conocerlo, saber si es exactamente lo que necesitas y si es así, que comience a formar parte cuanto antes de la organización.

Reducción de costes

Llevar a cabo la primera fase del proceso de selección de manera totalmente online posibilita a la compañía ahorrar en ciertos costes, como por ejemplo el de la publicación de anuncios en prensa, de la impresión o del envío por correo.

Además de los costes de la actividad, también es posible ahorrar tiempo y, por ende, los gastos derivados de llevar un proceso largo de selección sin encontrar al candidato que se adapta al puesto que tu empresa necesita.

Información de los candidatos

Las redes sociales conforman parte de la identidad digital de los candidatos. Para conocer un poco más acerca de su personalidad y saber si realmente encajarían dentro de la empresa, los reclutadores suelen hacer búsquedas de los perfiles sociales. Desde descubrir sus intereses a través del contenido que publica o que comparte hasta saber un poco más acerca de su vida, como si está muy implicado en su vida profesional o si es una persona creativa, por ejemplo.

Mejora el employer branding

El employer branding es la imagen que proyecta la compañía entre sus empleados y sus futuros trabajadores. Una marca con presencia digital mejora en gran medida el employer branding. Se vuelve atractiva para los nuevos talentos que entran contacto con la compañía que optan por quedarse y desarrollar su carrera profesional. De esta manera, es recomendable para las organizaciones tener una actividad constante en redes sociales, en blogs y/o en Internet, en general.

Los usuarios también buscan oportunidades de manera proactiva a través de la red. Intentarán ponerse en contacto con empresas que les interesen, por esto el contenido que difunden es tan importante. Entre sus publicaciones destacan las ofertas de empleo, que entran dentro del reclutamiento digital.

Una compañía que cuida sus comunicaciones a través de las redes sociales, que nutre de contenido sus canales y que publica ofertas de empleo, es un atractivo para el talento.

reclutamiento-digital-nuevos-trabajadores-empresa

El Inbound Recruiting

Dentro del reclutamiento digital existe la categoría específica del Inbound Recruiting. Esta metodología aplica la estrategia de Inbound Marketing a los procesos de selección online. Es decir, busca hacer atractiva la empresa, para que sean los propios usuarios los que quieran trabajar en ella.

El principal objetivo del Inbound Recruiting es resultar una marca atrayente para los trabajadores con más talento del mercado laboral. Es indiferente si en ese momento están en búsqueda activa de empleo o si ni siquiera se han planteado la movilidad. Para ello, es primordial que conozcas los valores diferenciales de tu compañía y los reflejes en todas las comunicaciones que realices, así como el tipo de personal que necesitas actualmente con el fin de focalizar en ellos las publicaciones. Puedes trazar una estrategia de reclutamiento y diseñar un plan en el que marques en qué momentos vas a impactar al talento que quieres en tu empresa, con qué tipo de contenidos y mediante qué plataformas.

El Inbound Recruiting trata a los futuros empleados como si fueran clientes potenciales, seduciéndolos y creando una relación de confianza entre ambos. Pero ¿sabes cómo llevar a cabo un proceso de ese estilo?

Fases del Inbound Recruiting

El Inbound Recruiting cuenta con cuatro etapas para consigas culminar con éxito un proceso de selección.

Atraer

La mejor forma de conseguir que un posible empleado le interese nuestra empresa es generando publicaciones que le resulte de utilidad o le aporte valor. En esta fase es esencial utilizar todos los canales de los que dispone al compañía y planificar el tipo de contenido que se va a lanzar, teniendo en cuenta el público al que nos queremos dirigir. El objetivo es llamar la atención del talento.

Mediante este tipo de acciones hay que darle importancia a la imagen que proyectamos de nuestra marca. El candidato tiene que conocer las virtudes y ventajas de pertenecer a la organización, de tal forma que comience a tener un sentimiento positivo hacia la compañía.

Convertir

En esta fase el candidato que está interesado en trabajar en esta empresa debe actuar y ponerse en contacto con la compañía. Puede hacerlo a través de las redes sociales enviando su currículum vitae o a través de la web de la empresa en la que habrá un apartado de contacto que recoja este tipo de mensajes. Los formularios deben ser sencillos – y atractivos en la medida de lo posible- para que el usuario no deje el proceso sin finalizar.

Contratar

Durante esta etapa es necesario realizar una serie de entrevistas propias de un proceso de selección habitual. Los miembros de la empresa y el candidato se conocen para saber si ambos quieren trabajar juntos, si el aspirante es lo que refleja en su currículum y si encaja con los valores que tiene la organización.

La comunicación en este tiempo es esencial: el estatus, el feedback de la entrevista y hacerles saber si han superado la fase o si, por el contrario, la empresa ha decidido que no es el candidato ideal. Cuidar la imagen de la compañía sigue siendo igual de importante, en esta fase, a través de los detalles a la hora de informar.

Tan solo las personas que se adaptan a lo que está buscando la empresa son las que llegan a la fase final y pasan a formar parte de la organización. Es tan esencial que el candidato esté profesionalmente este a la altura, como que haya una conexión especial entre ellos y la cultura laboral.

Enamorar

Se trata de una segunda etapa de atracción del candidato. Una vez que ya hemos captado y contratado al talento, la experiencia que el usuario viva con la marca debe seguir siendo lo más cautivadora posible. La empresa cuidará al empleado para retenerlo dentro de la organización motivado y feliz con su trabajo y su desarrollo profesional.

Las herramientas esenciales en el reclutamiento digital

Hemos hablado de diferente plataformas que ayudan a que los procesos de selección a través de la red sean todo un éxito.

LinkedIn

LinkedIn es la red social profesional más grande del mundo. Todos los usuarios cuentan con un perfil que recoge toda su trayectoria profesional, su formación y sus habilidades aplicadas al mercado laboral. A su vez, las empresas también cuentan con su propio espacio en el que pueden explicar todo acerca de su cultura, los empleados que trabajan para ellos y lanzar comunicados en la red social.

Además, una de las mejores funcionalidades de LinkedIn es el aparato de bolsa de empleo en el que las organizaciones publican sus ofertas de empleo y los usuarios pueden filtrar por el puesto que les interesa o por la empresa que ha difundido la vacante.

Con todas las opciones que ofrece, LinkedIn se ha convertido en la herramienta favorita para los reclutadores para encontrar el mejor talento.

Infojobs

Esta plataforma es la bolsa de empleo más conocida de Internet. Comparte algunas de las características de LinkedIn: cada usuario cuenta con un perfil que es más bien como un currículum vitae, las empresas también tienen su propio espacio y, por supuesto, cuenta con numerosas ofertas de empleo que se actualizan cada día. La única diferencia es que no es una red social y no es posible compartir contenido, por lo que es complicado aplicar técnicas de Inbound Recruiting.

Otras redes sociales

Facebook, Twitter o Instagram también son redes sociales utilizadas para llevar a cabo el reclutamiento digital. Facebook es la menos usada para este fin debido a su talante más personal. Sin embargo, en Twitter hay muchos profesionales que comparten información relevante acerca del mundo laboral y ayudan a sus seguidores a desarrollarse en los ámbitos en los que son expertos. Por su parte, Instagram actúa como un escaparate para los expertos en diseño y creatividad en la que los usuarios publican su arte final. Los recruiters están en todas las redes sociales esperando encontrar al candidato ideal para tu empresa.

En Yoigo Negocios te ofrecemos la mejor conexión para tu compañía. Ahora con los servicios de comunicación que te presentamos pues comenzar a practicar el reclutamiento de forma digital para contar con el mejor talento entre tus trabajadores.

¿TE GUSTAMOS?
¡SÍGUENOS!