Baja por accidente laboral: diferencias, dudas y respuestas

No es lo mismo estar de baja por un accidente laboral que por cualquier otra circunstancia, enfermedad o accidente fuera del lugar de trabajo.


La baja por accidente laboral es una de las cuestiones que más dudas despierta, por la diferenciación que hace la Seguridad Social entre la incapacidad temporal por enfermedad común y accidente no laboral frente a un percance en horario de trabajo.

En varias ocasiones a lo largo de nuestra vida laboral nos veremos incapacitados para ir a trabajar. Enfermedades como la gripe, el covid, o cualquier enfermedad común nos exigen reposo, del mismo modo que otras situaciones provocadas por accidentes.

Accidente laboral

Pero en el caso de los accidentes, es importante distinguir entre accidentes laborales y accidentes domésticos. La legislación diferencia las prestaciones a las que tiene derecho un trabajador en función del caso e, incluso, si tiene derecho a indemnización.

Por eso, si has tenido un accidente en el trabajo, es necesario que conozcas la situación legal y laboral en la que te encuentras. Es probable que tengas derecho a la baja laboral que te prescriba el médico y a una retribución determinada.

Si has tenido un accidente laboral y hay cosas que no tienes claras, te damos las respuestas a las dudas más comunes y te detallamos el proceso a seguir para que te recuperes con la tranquilidad económica que te garantiza la ley.

¿Cuándo tengo derecho a baja por accidente laboral y en qué condiciones?

La baja laboral es un derecho de cualquier trabajador provocada por la incapacidad o indisponibilidad del trabajador por diversas causas. Entre ellas, las enfermedades. La clave es saber: ¿en qué casos se considera accidente laboral?

Siempre que el trabajador esté dado de alta en la Seguridad Social, ya sea en el Régimen General o en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA),la Administración aporta un subsidio diario que cubre la pérdida de rentas del trabajador.

Sea esta pérdida de rentas producida por enfermedad común o accidente no laboral, enfermedad profesional o accidente de trabajo. También se incluyen los períodos de observación por enfermedad profesional.

Es precisamente la razón de la baja laboral la que va a condicionar cuál es ese subsidio que vas a recibir. Por ello, es tan importante distinguir entre baja por accidente laboral y baja por enfermedad o accidente no laboral.

La baja por accidente laboral se produce cuando el accidente (o enfermedad) se produce en horario laboral mientras desempeñas tus funciones en tu puesto de trabajo.

En esta categoría de baja laboral se incluye una baja desencadenada por un accidente de camino a tu puesto de trabajo. También contemplan cualquier otra circunstancia que se produzca y esté directamente relacionada con tus funciones laborales.

Coche accidente

Eso sí, solo te reconocerán una baja por accidente laboral en el trayecto a tu puesto de trabajo si el accidente se produce en el itinerario directo que une tu domicilio y tu empresa o lugar de trabajo.

Hay que tener en cuenta que, si estás en otro domicilio, o en cualquier sitio que no sea justificable desde un punto de vista estrictamente laboral, tendrás problemas para que se reconozca como accidente “laboral”.

Eso sí, siempre que tengas un accidente o una enfermedad provocada en tu puesto, tienes derecho a una baja por accidente laboral.

En este caso, las condiciones son más ventajosas y la Seguridad Social te paga el 75% de la base reguladora desde el día siguiente al de la baja en el trabajo. Pero esa no es la única diferencia.

¿En qué se diferencian la baja laboral por accidente de la baja laboral común?

La baja laboral por accidente tiene unas particularidades asociadas a la situación del trabajador. Hay que tener en cuenta que el desempeño de la actividad laboral ha causado, en este caso, un perjuicio en la salud y/o el bienestar del trabajador.

Esta situación provoca que, en ocasiones, el trabajador tenga derecho a indemnización. Y, en todos los casos, lo que sí va a tener son unas condiciones específicas mientras dure la baja laboral y se recupere.

El requisito general para acceder al subsidio por incapacidad temporal, es decir, a la remuneración a lo largo de la baja, es estar dado de alta en la Seguridad Social.

Es necesario para que el Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS), el Instituto Social de la Marina (ISM) o la Mutua colaboradora con la Seguridad Social se encarguen de los pagos.

Sin embargo, si la baja es por enfermedad común, es necesario estar afiliados y en una situación asimilada al alta con un período de cotización de al menos 180 días en los 5 años anteriores.

En cambio, en el caso de baja por accidente, sea o no de trabajo, así como de enfermedad profesional, no se exigen cotizaciones previas.

¿Cuánto se cobra durante una baja laboral por accidente?

Con enfermedad común o una baja por causa de accidente no laboral recibirás el 60% de la base reguladora. Eso sí, los cuatro primeros días corren por tu cuenta. Desde ahí hasta el día 20 inclusive recibirás el 60 y desde el día 21 en adelante un 75%.

Por su parte, una enfermedad profesional o una baja causada por un accidente de trabajo te da el derecho a percibir un 75% de la base reguladora.

Este pago se efectuará desde el día siguiente al de la baja en el trabajo 365 días prorrogables por otros 180, si durante este transcurso se prevé curación.

¿En qué casos tengo derecho a indemnización por accidente laboral?

El pago de una indemnización al trabajador por accidente laboral depende de cada caso concreto.

Si el accidente se ha producido por la asunción de riesgos profesionales inherentes al puesto de trabajo o falta de medidas de seguridad adecuadas al desempeñarlo, lo normal es que tengas acceso a una indemnización.

Puede ocurrir que el accidente se haya producido por una imprudencia del trabajador u otras causas de las que la empresa consiga eximirse, como un obrero trabajando sin el arnés obligatorio.

Obrero sin arnés

Por ello, habría que estudiar caso a caso para determinar si la indemnización por accidente es o no factible. En muchos casos, será un profesional del derecho el que determine si existe, o no, posibilidad de indemnización.

¿Qué pasa si termina mi contrato laboral con la empresa durante mi baja?

La ley protege a los trabajadores que están de baja laboral por incapacidad temporal. Así, aunque termine tu contrato de trabajo con la empresa, la mutua o el INSS seguirán pagándote la parte de tu nómina correspondiente hasta que finalice la baja.

Para no tener ningún problema a la hora de tramitar tu baja lo mejor es que te informes primero. Desde Yoigo Negocios te ofrecemos la ayuda de nuestros profesionales. Llama al 900 622 500 o entra en nuestra web y deja que te ayudemos.