Resultados

No hemos encontrado ningún artículo relacionado :(

Agrotech, la evolución del sector de producción de los alimentos

8 min

El machine learning, el Big Data y la geolocalización son algunas de las técnicas que facilitan los procesos de producción en la agricultura.


La Unión Europea indica que en el año 2050 la producción mundial de alimentos debe duplicarse. Esto se debe al aumento de la población, al cambio de nuestros hábitos alimenticios y en consecuencia a las exigencias del mercado -cada vez más amplias-. Para lograrlo, desde la UE implementan políticas para que el proceso de producción integral sea óptimo. La calidad de los alimentos, la trazabilidad, el comercio y la promoción de los productos son las principales cuestiones que se proponen mejorar.

En este sentido el Agrotech es la aplicación de la tecnología a la agricultura. Consiste en aplicar las diferentes ventajas que proporciona la transformación digital a todo el proceso de producción. El machine learning, el Big Data y la geolocalización son algunas de las técnicas que se emplean para hacer del Agrotech el futuro de la alimentación.

La agricultura de precisión y Agrotech

Antes de nada, es importante distinguir la agricultura de precisión del Agrotech. Por su parte, la agricultura de precisión (AP) se encarga de optimizar todos los procesos de producción a partir de la observación y la medición de todos los aspectos relacionados con la parcela de cultivo. Trabaja desde tres puntos de vista: el agronómico -para satisfacer las necesidades de la planta-, el medioambiental -para disminuir la utilización de componentes químicos- y el económico -con el fin de optimizar en la medida de lo posible los costes-.

Uno de los principales beneficios de la agricultura de precisión es que la calidad de los productos mejora considerablemente ya que se trabaja sobre sus diferentes variables. Para poder llevarla a cabo, es importante llevar a cabo tres acciones: la geolocalización de la información -a través de un GPS o una delimitación cartográfica-; la identificación de los diferentes factores que afectan al cultivo -como el clima, el suelo o las plagas- y la implementación de estrategias -preventiva o de gestión- en función de los datos obtenidos.

Sus beneficios son fácilmente identificables: ayuda a establecer conclusiones mucho más efectivas para posteriormente tomar decisiones ah-hoc, contribuye a reducir costes -adapta los recursos a las necesidades de cada uno de los cultivos- y a disminuir la contaminación -baja el uso de fertilizantes-.

Por su parte, el Agrotech consiste en utilizar los diferentes avances tecnológicos para conseguir que todos los procesos productivos sean mucho más eficaces desde el punto de vista de la gestión y del rendimiento. A diferencia de la agricultura de precisión, ayuda también a todos los procesos de gestión con proveedores y clientes empleando todas las ventajas de la transformación digital.

agrotech-tecnologia-agricultura-produccion-alimentos

La tecnología en el punto de mira

La digitalización de la agricultura es posible y así lo demuestra el Agrotech. En España su implementación se promueve para luchar contra la despoblación rural. Gracias a la implementación de la tecnología en este sector se promueve el aumento de las urbanizaciones de las zonas rurales. Además de impulsar una gestión inteligente de los procesos de producción, se ha convertido en una herramienta de incentivación para los jóvenes con el objetivo de fomentar su trabajo en el medio rural.

Por su parte, el Big Data es una de las piezas fundamentales del Agrotech. Toda la información relacionada con la plantación, los proveedores, el transporte, plagas o fertilizantes utilizados queda registrada. De esta manera analizar todos los datos resulta mucho más sencillo de cara a gestionar los diferentes procesos de producción.

Si junto a ello haces uso del blockchain tendrás actualizada toda la información independientemente de quién la registre. Por ejemplo, gracias a él podrás saber en todo momento en qué punto se encuentra el transporte de tus productos y en qué condiciones está. Esto te permitirá detectar el momento exacto en el que haya podido ocurrir un imprevisto o una pérdida de la producción.

El Internet de las Cosas también es utilizado en la agricultura. Gracias a él se pueden monitorizar los cultivos o programar los sistemas de riego inteligente. Un ejemplo de ello, lo podemos ver con Smart Biosystem -una compañía especializada en facilitar lo último en tecnología agronómica- que biomonitoriza los diferentes parámetros fisiológicos vegetales, los analiza y además los procesa para ofrecer la mejor información a sus clientes. Una gestión que aplicada a la programación de su sistema de riego aporta un ahorro hídrico del 60%.

Una de las herramientas más novedosas y que más beneficios ha traído al sector agrario es la utilización de drones. Estos permiten tener vigilada la cosecha en todo momento sin realizar ningún desplazamiento. Cuentan con sensores que facilitan el análisis del cultivo, lo que permite conocer con más detalle el estado de la tierra -como su nivel de hidratación y temperatura-, el ritmo de crecimiento de la plantación o la localización prematura de enfermedades. Un solo dron es capaz de controlar cientos de hectáreas en cuestión de minutos mientras obtiene información, algo que un agricultor tardaría semanas en comprobar.

De esta manera, además de obtener datos mucho más precisos, los agricultores ahorran costes y tiempo. Por otra parte, existen drones preparados para verter fertilizantes al tiempo que sobrevuelan, actuando a su vez como espantapájaros.

Los sistemas de geolocalización también forman parte de la red tecnológica del Agrotech. La utilización de tractores con GPS contribuye a la agilización y optimización de diferentes procesos, como por ejemplo la fertilización de la tierra, la siembra de las cosechas y la utilización de fertilizantes.

Para la gestión administrativa del agricultor, también existen plataformas de trabajo colaborativo a través de las cuales se pueden poner en contacto con los principales stakeholder que entran en juego. Poder gestionar los pedidos y transporte desde un mismo lugar es posible gracias a la transformación digital.

Todas estas tecnologías utilizadas de forma conjunta son las que definen el Agrotech. Gracias a su implementación, la gestión global de las empresas será mucho más eficaz contribuyendo a su vez a la sostenibilidad medioambiental y económica. De esta manera, es posible aumentar la productividad ya que se pueden tomar medidas ah-hoc en función de las necesidades de cada parcela de forma óptima.La calidad de los productos se incrementará, lo que conlleva un beneficio para el consumidor final.

chica-tablet-agrotech-tecnologia-agricultura-produccion-alimentos

Agrotech y su relación con la Smart City

Se denomina como Smart City aquella ciudad que mediante la tecnología y la innovación promueve el desarrollo sostenible a través de medidas económicas, operativas, sociales y ambientales. En este sentido, el Agrotech contribuye especialmente a la hora de alcanzar este concepto de la metrópoli.

Su correcta aplicación a nivel global contribuye a mejorar las previsiones de crecimiento de la población y su adecuada implementación contribuirá a aumentar los niveles de producción del sector agrícola. Como hemos señalado anteriormente, las diferentes herramientas empleadas en Agrotech facilitan la prevención plagas y mejoran las condiciones de la tierra para alcanzar niveles altos de producción.

El concepto de Ciudad Inteligente es una evolución de las Ciudades Digitales -aquellas que incorporan las Tecnologías de la Información y la Comunicación en sus servicios públicos-. A diferencia de sus predecesoras, las Smart Cities se caracterizan por aplicar un desarrollo económico-ambiental permanente y sostenible. Y para lograrlo, es primordial aplicar la innovación al sector primario.

Actualmente, Madrid y Barcelona son las ciudades inteligentes que llevan la delantera en nuestro país. En este sentido, se valora especialmente el uso de Internet y la calidad de vida -dos características que pueden evolucionar en las zonas rurales gracias al Agrotech.

Asimismo y atendiendo a las Reflexiones en torno a los retos de la digitalización realizadas por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, la digitalización del sector agrícola contribuye a romper la brecha digital existente las ciudades y las zonas más rurales de nuestro país. Tal y como indica el informe, contribuye a la “Extensión de la banda ancha en todo el territorio y no solo en núcleos de población”. Para emplear el Agrotech es necesario disponer de conexión para monitorizar todas sus funciones.

La sociedad también se ve directamente beneficiada ya que desde este sector se impulsan otros como el de I+D. La inversión en innovación es vital para superar en todo momento las limitaciones presentes. Por ello, el Agrotech favorece además a la generación de empleo tanto dentro como fuera de su área.

Bajo esta premisa, desde el gobierno y concretamente desde la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible de Andalucía quieren promover este sector con el programa: “Andalucía Agrotech Digital Innovation Hub”. Se trata de un ecosistema que pretende colaborar en el proceso de digitalización de la cadena de valor agroalimentaria a las empresas de la Comunidad Autónoma. Quieren actuar como intermediarios entre los diferentes agentes relacionados con la agrotecnología y los agricultores.

Su carta de valor es la experiencia y el apoyo del sector público, partners y stakeholders estratégicos para ofrecer a las empresas las mejores soluciones a la hora de implementar la tecnología en sus diferentes sistemas de producción. En este sentido, el apoyo por parte del sector público es vital para alcanzar el nivel de Smart City.

Otro ejemplo del impulso que se hace desde el sector público para implementar la agrotecnología es el de la Institución Ferial de Extremadura, un centro tecnológico que se convirtió en la sede de Agrotech en 2015. Su creación se impulsó con una inversión pública de 70 millones de euros.

Por su parte, España es el segundo país con mayor producción agrícola de Europa, un dato que la impulsa considerablemente a reforzar su inversión en Agrotech -actualmente, el sector agrícola constituye un 2,7% del Producto Interior Bruto-. Asimismo, el 13% de la superficie agraria de nuestro país es útil aportando más de 25.000 millones de euros en producción a lo largo del año 2018.

Gracias a la tecnología, el primario puede alcanzar niveles de producción óptimos aportando beneficios desde el punto de vista de la sostenibilidad económica, el consumo y el medioambiente. La transformación digital implica un cambio de era no solo en la ciudad, sino también en las zonas rurales donde el sector de la agricultura es vital para abastecer al mundo entero.

En Yoigo Negocios queremos que estés informado sobre las ventajas del sector tecnológico. Por ello y para que estés siempre conectado, te ofrecemos la mejor conexión y tarifas del mercado. Si quieres conocerlas puedes visitar nuestra web o llamar al teléfono 900 676 535.