Social Selling: cómo dominar las ventas en redes sociales

Los hábitos de consumo han cambiado en los últimos tiempos debido a la aparición y proliferación de las redes sociales y la importancia de la presencia de las empresas en ellas.


Lo habitual hoy en día en el ámbito de las ventas, es que todos los locales o negocios dedicados a ellas tenga perfil en redes sociales.

Sin duda, estas han variado nuestra forma, no solo de relacionarnos entre nosotros, sino también de buscar información. Esto, por supuesto, ha afectado directamente a la manera en la que consumimos.

Así pues, las empresas invierten cada vez más en ampliar su publicidad en las redes. De hecho, esto es algo que podemos apreciar fácilmente si comparamos las herramientas de una aplicación como Instagram en sus inicios, y ahora.

Si creaste tu perfil hace unos años, te habrás dado cuenta de cómo los anuncios de marcas han ido teniendo cada vez más presencia.

En este contexto, cobra cada vez más importancia para las marcas el concepto del social selling. Veamos de qué se trata.

Qué es el social selling

El social selling es una estrategia de marketing que consiste en que una empresa interactúe a través de las redes sociales con los potenciales clientes comerciales.

Se trata de crear una relación entre el cliente y la marca, con el objetivo de aumentar la fidelización y, en consecuencia, el volumen de ventas.

Es una herramienta comercial que confía en que la interacción social con los clientes sirve para destacar la marca entre el resto.

Al fin y al cabo, si te conviertes en una referencia para el consumidor, lo normal es que este acuda a ti en cuanto necesite un producto que tú comercialices.

Por otro lado, el social selling resulta de mucha utilidad si una empresa desea hacer un estudio de mercado o recoger las opiniones de los clientes para mejorar un servicio o anticipar el éxito que vaya a tener un nuevo producto.

Aunque todavía hay algunos negocios que no confían en el uso de las redes como parte de su estrategia de marketing, lo cierto es que casi la mitad de la población mundial cuenta ya con algún perfil en redes.

Esto quiere decir que, el alcance de un anuncio puede incluso superar al de muchos canales de televisión, especialmente si te enfocas en un público internacional. Lo mejor en caso de querer que tu empresa crezca.

No hay duda de que usar las redes sociales como parte de tu estrategia para dar visibilidad a tu marca es algo crucial.

tienda en redes sociales

Para aquellos a los que le convence la idea, pero tienen dudas acerca de por dónde empezar, seguid leyendo y descubrid los pasos a seguir para empezar a mover vuestro contenido en redes e interactuar con los consumidores.

¿Cómo utilizo las redes para conseguir más clientes?

En tu estrategia de uso de las redes sociales, hay dos elementos clave que no pueden faltar: visibilidad y engagement. Es obvio que, antes de nada, debes trabajar en el alcance para llegar al mayor número posible de gente dentro de tu público objetivo.

Identificado el público objetivo, habrá que buscar la forma de llegar a él de la manera más efectiva posible. Conocer el perfil de tus clientes incluye establecer el rango de edad, sexo, situación socioeconómica, red social más utilizada, etc.

Recuerda que el social selling no consiste en publicar una enorme cantidad de contenido en todas las redes, sino buscar lo más efectivo. Esto es lo que te dará verdadera visibilidad.

Una vez controlada esta cuestión, habrá que potenciar el engagement, es decir, interactuar con los potenciales clientes y conseguir una respuesta positiva.

Para conseguirlo, hay muchas estrategias posibles, pero lo fundamental es estar atentos a sus comentarios y procurar responderlos en el menor tiempo posible y mantener una conversación fluida. Si esperas demasiado pueden perder el interés.

Comentarios

Nunca debes perder de vista que otro de los principales objetivos es que la marca goce de credibilidad.

Para ello, los clientes deben confiar en ella. Con esto, lo que pretendemos decir es que la interacción es muy importante, pero no sirve de nada si no se acompaña de un buen servicio.

Ideas para poner en práctica el social selling

A estas alturas, puede que te estés preguntando qué prácticas de social selling puedes aplicar a tus redes sociales para conseguir tus objetivos.

No olvides que estos deben ser claros y realistas. Lo ideal es que te marques metas tanto a corto plazo como a largo.

Estas son algunas de las ideas que puedes poner en práctica en tus redes para conseguir mejorar la visibilidad, el engagement y, por supuesto, el prestigio de tu marca.

Utiliza la publicidad en redes

Crea anuncios adaptados a las distintas redes, claros, concisos y, preferiblemente, cortos. Recuerda que, dentro de estos nuevos hábitos de consumo, la inmediatez se impone, y mantener la atención de los usuarios más de unos segundos es todo un reto.

Puedes contratar los servicios de un creador de contenido cuyo perfil de ajuste a tu marca, lo que te ayudará a mejorar notablemente la visibilidad.

Crea retos y sorteos para mejorar el alcance

Los sorteos de productos son una de las estrategias de social selling que mejor funciona a las marcas. Ya sea a través de otro creador o de tu propio perfil, puedes sortear un lote de productos indicando a los seguidores que participen y siguiendo tu perfil.

La gente que se interese en el sorteo lo hará porque le interesa lo que vendes, de modo que tus seguidores objetivos irán creciendo.

Equilibrio entre contenido promocional y propio

Para conseguir un perfil que la gente siga y tome en serio, es importante que no limites el uso de las redes a los anuncios. Uno de los objetivos es la fidelización, y esta se consigue en parte ofreciendo contenido que interese seguir y que invite a interactuar.

Si tienes dudas al respecto, la regla del 80/20 es muy útil. Solo el 20% de tu contenido debe destinarse a anunciar promociones.

Practica el social listening

La escucha activa es clave. Las publicaciones no promocionales deben invitar a los usuarios a dar su opinión sobre temas relacionados con tu marca.

Permanece atento a lo que dicen y responde a la mayor brevedad posible. Esto les hará sentir escuchados y destacará tu empresa por encima del resto.

En definitiva, las redes sociales tienen un potencial inmenso para mejorar las ventas. Úsalas bien, y con seguridad conseguirás que tu negocio vaya creciendo. Desde Yoigo Negocios estamos a tu disposición para ayudarte a arrasar en internet.

Entra en nuestra web o llama al 900 622 500 y te daremos toda la información y consejos que necesitas para llevar tu negocio al número uno en internet.