Coche eléctrico y ventajas fiscales de tener uno en tu empresa

Adquirir un coche eléctrico en tu negocio ayudará a incentivar el cuidado del medioambiente y recibirás una serie de ayudas económicas por ello.


Si eres autónomo o dueño de una pyme, tener un coche eléctrico te será recompensado con una serie de ventajas fiscales a la movilidad sostenible. Te explicamos cómo solicitarlas para tu empresa.

Coche eléctrico: ventajas fiscales de tener uno en tu empresa

Hace tiempo que la conciencia medioambiental llegó a las empresas. Sin embargo, no todas ellas han comprado todavía un vehículo eléctrico. Para incentivar su uso, quienes lo adquieran podrán beneficiarse de algunas deducciones en el IVA o el IRPF.

Deducción al Impuesto de Circulación

Desde el momento en que compres un coche eléctrico o de cero emisiones de CO2, tu empresa estará exenta de abonar el Impuesto de Circulación. Esta es una gran ventaja para los autónomos y dueños de pymes, que pueden adquirir una flota de vehículos sostenible.

Se trata de una bonificación del 75%, tanto para los coches híbridos como eléctricos. Este descuento se puede disfrutar en las grandes ciudades, como Madrid, Barcelona, Sevilla o Bilbao, entre otras.

Además, podrás beneficiarte de algunos descuentos al Impuesto de Circulación Municipal, también conocido como Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica (IVTM). Este impuesto deben pagarlo al ayuntamiento y aplica a todos los propietarios de un coche a motor.

Deducción al Impuesto de Matriculación

Los coches eléctricos o híbridos (con emisiones menores o iguales a 120 gr/km) están exentos de pagar el Impuesto de Matriculación, pero el IVA no se ha reducido todavía en España. Por lo tanto, hay que aplicar un 21% de Impuesto sobre el Valor Añadido.

Deducción al IRPF por cesión

Si eres dueño de una sociedad y proporcionas un coche eléctrico a tus empleados, para uso mixto o privado, estos tendrán que declararlo en su Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas.

Para los vehículos eléctricos de batería, autonomía extendida o híbridos enchufables de autonomía superior a 15 kms, se aplicará una deducción del 30% anual. Podrás beneficiarte si el coche eléctrico no cuesta más de 40.000 euros. Si es híbrido, se descontará un 20%.

Diferencias entre coche híbrido, enchufable y eléctrico

Por otro lado, las pymes pueden solicitar bonificaciones de hasta el 65% por adquirir este tipo de vehículos. Un ahorro que beneficiará al empresario y a sus empleados. Asimismo, desde la Agencia Tributaria especifican qué tipos de automóviles podrán beneficiarse de esta reducción.

Descuentos en combustión

Además, recargar tu coche eléctrico de empresa te saldrá mucho más rentable que repostar en una gasolinera convencional. Esto es lo que gastarás, aproximadamente, por 100 kms recorridos con tu vehículo sostenible:

Zonas de aparcamiento gratuito

Los parkings y zonas de aparcamiento gratuitos son otra ventaja para los trabajadores que utilicen el coche eléctrico. Si eres transportista autónomo o te desplazas de forma habitual por trabajo, no tendrás inconveniente para aparcar con este tipo de vehículo.

En grandes ciudades como Madrid, el estacionamiento es gratis y sin límite de tiempo en zona verde y azul. Además, tienes libre acceso a áreas de prioridad residencial. Como propietario del vehículo, el único requisito es que debes estar empadronado en la ciudad.

Plan MOVES para pymes y autónomos

No sólo los particulares pueden recibir una serie de ayudas económicas por adquirir un vehículo híbrido o eléctrico. También las empresas, tanto pymes como autónomos y negocios más grandes, obtendrán una subvención del Estado y del concesionario, por la compra de uno o más coches sostenibles.

Estas ayudas pertenecen al Plan Moves III, aprobado por Real Decreto 266/2021, del 13 de abril, con el objetivo de incentivar la movilidad eléctrica en toda España.

tipo de COMBUSTIÓN AYUDAS DEL ESTADO AYUDAS DEL CONCESIONARIO

Híbrido enchufable y eléctrico

Entre 5000 y 7000 € con achatarramiento y entre 2500 y 4500 € sin achatarrar

1000 €

Furgoneta híbrida y eléctrica

9000 € con achatarramiento y

7000 € sin achatarrar

1000 €

Pila de combustible

7000 € con achatarramiento y

5500 sin achatarrar

1000 €

Todas las bonificaciones públicas están pensadas para que los autónomos y empresarios tengan mayores facilidades a la hora de cambiar su coche tradicional por uno eléctrico. De hecho, algunas entidades financieras también dan algunos préstamos para comprar un vehículo híbrido o 100% eléctrico, y con bajos intereses.

Como ves, sumarte a la iniciativa de movilidad sostenible te dará numerosas ventajas fiscales. Reducirás gastos a la hora de ceder un vehículo de empresa a tus empleados. Lo mismo, si trabajas por cuenta propia y tienes que desplazarte. Recargar tu coche eléctrico no te saldrá muy caro.

De igual forma, si vives en una ciudad grande, no tendrás inconveniente para estacionar tu vehículo y ahorrarás en el aparcamiento. No siempre es posible utilizar el transporte público para trabajar, pero el coche eléctrico te dará todas las ventajas de desplazamiento que necesitas.

Plan MOVALT para empresas

Por último, tienes a tu disposición el Plan de Apoyo a la Movilidad Alternativa. Tanto para pymes como autónomos, puedes solicitar una ayuda económica estatal, comprendida entre los 500 y los 18.000 euros.

Podrás pedirlo al comprar tu coche eléctrico. Esta bonificación dependerá de la homologación del vehículo o del precio de venta.

En Yoigo Negocios te animamos a comprar un coche eléctrico para tu empresa y podrás obtener numerosas ayudas fiscales. Si necesitas ayuda, visita nuestra web o llámanos al 900 622 700 y estaremos a tu disposición.