7 consejos de Google Ads para mejorar el PPC de tu negocio

Hacer una buena inversión en publicidad para tu empresa es una gran estrategia de crecimiento y así es como Google Ads te puede ayudar.


Google Ads es una herramienta muy útil para dar publicidad a tu negocio. Se trata de una plataforma que te permite subir uno o varios anuncios de aquello que quieras publicitar. Puede ser un anuncio genérico que hable de tu negocio, como un producto concreto que quieras potenciar o sacar al mercado por primera vez.

Cuando incorporas tu anuncio, Google Ads puede enseñarlo mediante 3 vías: en las búsquedas de Google, como display (es decir, mostrando el anuncio como un banner en la página web de destino) o por vídeo (en YouTube).

El coste es variable, por lo que vamos a explicarte cómo funciona Google Ads, qué es el PPC y cómo optimizar al máximo la herramienta.

Cómo funciona Google Ads

Una vez diseñado el anuncio y subido a la plataforma, es necesario introducir una serie de palabras clave. Es importante elegirlas bien, ya que tu publicidad irá vinculada a ellas, lo que significa que se enseñará a aquellos usuarios que busquen esas palabras clave.

Respecto al posicionamiento de los anuncios, Google Ads funciona mediante un sistema de subasta. Así pues, competirás con otros por determinadas palabras clave, y finalmente el anuncio mejor posicionado es el de aquel que esté dispuesto a pagar más por esas palabras.

En lo referente al coste, Google Ads funciona con distintas tarifas, de modo que abonarás una cuantía mensual y esta se irá gastando a medida que la gente hace clic en tus anuncios.

Por eso, es muy importante optimizarla al máximo, de modo que con tu presupuesto consigas que el anuncio llegue al mayor número posible de público objetivo.

Recuerda que el éxito no está necesariamente en enseñar tu negocio a más gente, sino a las personas adecuadas, es decir, allí donde está el potencial de conversión. De nada sirve que un perfil que no va a consumir tu producto sepa de tu negocio.

Qué es el PPC o pago por clic

El PPC o Pago Por Clic es el sistema de marketing de Google Ads, aunque también de otras plataformas. Se basa es un sistema por el cual pagarás sólo por aquellas personas que hagan clic en tu anuncio, de modo que no gastarás tu presupuesto si la persona no pincha en tu enlace.

Es una buena noticia, pero aún es posible optimizar más la herramienta si consigues que el Pago Por Clic sea lo más económico posible. No es tarea fácil, ya que, al tratarse de una subasta, quien más pague es quien mejor posicionado queda.

A continuación, vamos a darte 7 consejos de Google Ads para mejorar tu PPC y que el impacto de tus anuncios sea mayor:

Consejos de Google Ads para mejorar tu PPC

Si quieres incluir mejoras en el Pago Por Clic de tu negocio digital, estas son algunas recomendaciones que no debes pasar por alto:

Determina bien tu ubicación

Uno de los filtros para mostrar tus anuncios es el de la localización. Es importante que selecciones correctamente aquellos lugares donde quieres que tu anuncio se vea. En caso de ampliar el área geográfica más de lo necesario, podrías estar desperdiciando parte del presupuesto y pagando los clics más caros de lo debido.

Por ejemplo, si tienes una tienda de ropa online que reparte solo en España, no tiene sentido que muestres el anuncio en Andorra o Portugal. Competirás con negocios de allí, por lo que estarías malgastando parte del presupuesto en un público que no va a poder comprar tu producto.

Utiliza Google Analytics para recopilar datos

Los datos acerca de tus anuncios son clave para saber cómo están funcionando y qué áreas se pueden optimizar. Gracias a Google Analytics, puedes saber el género y edad de la gente que más clica, su zona geográfica o desde qué dispositivo acceden a tus anuncios.

Esto te permitirá reorientar ciertos filtros a la hora de mostrar tus anuncios, eliminando competencia y, en consecuencia, pagar menos por cada clic.

Ve ajustando las palabras clave

Las palabras clave son muy importantes a la hora de optimizar el dinero destinado a tu publicidad. No se trata de seleccionar las palabras más buscadas relacionadas con tu negocio, sino que hay hacer una selección un poco más exhaustiva.

El problema de ser demasiado genérico, es que tendrás mucha más competencia, de modo que tendrás que pujar más.

En otras palabras, los términos genéricos son más caros, así que aquellos que añadas debes asegurarte de que se utilizan correctamente. La mejor estrategia es combinarlos con otras palabras algo menos buscadas, para así filtrar a la audiencia y conseguir una mejor conversión.

Ajusta las pujas según el dispositivo

Cuando recopiles datos, podrás ver desde qué dispositivos pincha más gente. Es algo generalmente relacionado con la edad, de modo que la gente joven suele utilizar más el móvil, y los más mayores un ordenador.

Google Ads te permite ajustar las pujas. Así puedes establecer un límite de lo que estás dispuesto a pagar por clic. Una vez tengas datos suficientes, analiza en qué dispositivos están más presentes tus anuncios. Así, podrás ahorrar en tu PPC.

Añade palabras clave negativas

Se trata de una estrategia que muchos desconocen. Las palabras clave negativas, son aquellas que se añaden para que, en caso de que alguien las busque, no se les muestre tu anuncio. A priori puede parecerte poco útil, pero es una gran forma de optimizar tu PPC y pagar menos.

La lógica es muy simple: si ofertas un curso de inglés, es probable que alguien vea tu anuncio buscando “curso de alemán”. Si ese usuario hace clic, sería un desperdicio, puesto que no es un cliente potencial para ti. De modo que estarías pagando para nada.

Añadiendo palabras clave negativas evitas atraer a esa audiencia que quizás haga clic en tu anuncio pero que en ningún caso es susceptible de conversión.

Establece el número adecuado de campañas

Es probable que pienses que a más campañas más posibilidades de que tu negocio sea visible, pero si no eres capaz de gestionarlas todas correctamente porque son demasiadas, acabarás desperdiciando parte de tu presupuesto.

La visibilidad es muy importante, peor también lo es no malgastar un presupuesto con el que podrías conseguir una conversión mayor.

Cuida la calidad del contenido de tu anuncio

Puede parecer obvio, pero los clics sin conversión no sirven para nada. En ocasiones, esto sucede porque el anuncio se muestra mucho, pero no invita a que la gente consuma lo que les ofreces.

Por ello, asegúrate de crear anuncios que sean verdaderamente atractivos para la gente. De lo contrario, estarás malgastando dinero en clics que no van a resultar útiles para tu empresa.

En Yoigo Negocios te damos todas las claves para hacer crecer tu negocio digital. Si tienes cualquier duda, entra en nuestra web o llámanos al 900 622 500 y deja que te ayudemos.